Buscar este blog

Con la tecnología de Blogger.

La isla de los Blogs

Sobre mí

Mi foto

Venezolana, diecisieteañera, soñadora, apasionada, optimista. Éste es mi espacio, mi isla, donde los sueños y la Esperanza se hospedan. 

Sponsor

Like Us

¡Únete!

viernes, 22 de mayo de 2015

Etiquetas: , ,

Aprende a decir "NO"







El post de esta semana es un poco diferente a todos los anteriores, pero siento que debo hacer énfasis en un tema que últimamente me persigue. 

Nosotros adolescentes, que estamos en la búsqueda del "yo mismo" y que estamos moldeando nuestra personalidad, a veces olvidamos que podemos hacer todo esto sin tener que dejar de querernos y darnos nuestro valor. Creo que cada ser humano que existe sobre la faz de la Tierra es único y extraordinario, incluyéndome. A mí en lo personal me costó quererme a pesar de que no llegué a hacer nada grave para buscar el aprecio de los demás, pero sé que hay muchas personas que lo hacen, y está bien, nadie nace aprendido y estamos aquí como en ensayo y error; mas solo quiero dejar mi granito de arena así este medio ayude a una sola persona. 

El amor personal: de aquí parte absolutamente todo. Cuando nos amamos es cuando mejor podemos saber quienes somos, cuál es nuestra esencia y qué queremos. En muchas oportunidades vamos por la vida comprometiéndonos con cosas que ni siquiera queremos hacer; en este caso voy a hablar de cuando no sabemos decir "No". Para explicar esto voy a tomar como ejemplo los nudes.  

Nudes, son las fotos que te tomas frente al espejo como Dios te trajo al mundo y se la envías a alguien o las subes a internet. Últimamente han causado revuelo en las redes sociales, especialmente en el público adolescente. Desde estrellas de la industria del espectáculo hasta el que podría ser tu vecino, muchos escándalos se han provocado por la filtración de nudes, bien sea porque la cuenta fue hackeada o porque la persona que la recibió la difundió. Advierto: no tengo nada en contra de las personas que deciden hacer esto, mi único propósito aquí es hablar del trasfondo de lo que sufren aquellos cuya intención no era que todo el mundo los viera. 

El caso más común es que un chamo le pida nudes a una chama, sin importar el tipo de compromiso o relación que tengan, pueden ser desde amigos hasta pareja. De antemano: chicas, no importa qué tanto sientan que aman a su novio, NO hagan nada con lo que no se sientan cómoda. Igual con los muchachos si es que se les presenta el caso. 

A mí en numerosas ocasiones me han hecho la presunta solicitud y jamás me he visto tentada a hacerlo. Tampoco porque piense "Yo sería incapaz", no, hay que ser claros con uno, cualquiera es capaz de hacer cualquier cosa porque nada de lo que decimos que no haríamos es imposible, y mientras no sea imposible, quiere decir que podemos hacerlo. Esta es una forma de aceptar que no eres perfecto, pero sí puedes poner tus límites, es decir "yo sería capaz de enviar nudes, más sin embargo no lo hago porque no me siento cómoda con ello" ¡Eso! ¡Eso está mucho mejor! ¿No les parece? Porque cuando te conoces y sabes que te puedes equivocar pero que tu palabra vale, entonces harás o dejarás de hacer las cosas por tu propia convicción. 

A lo que quiero llegar con esto es que,  por pensar que serías incapaz de hacer X cosa, a la larga terminas haciendo justo eso y te sientes peor. Bien, ¿cuáles son las complicaciones de enviar nudes? Si hay alguien que te está presionando para que hagas esto y te sientes confundido e inseguro, yo te recomiendo lo siguiente: 

1. Siempre haz lo que tú sientas que está bien. Incluso si eso va en contra de los parámetros de lo correcto del sistema de creencias que te han forjado. ¿Por qué digo esto? Porque yo he elegido que la felicidad está por encima de la razón, aunque muy lamentablemente en numerosas ocasiones ambas estén orientadas en direcciones opuestas. Es lo que a mí me funciona. Así que, aunque en tu familia tomarse fotos desnudo no sea bien visto y no sea correcto, si tú te sientes bien con eso, no dudes en hacerlo. 

2. No te dejes manipular por el bendito "Ah, ¿es que no confías en mí?". Eso es pura basura. Si hay algo que he aprendido, es que no puedes confiar en un ciento por ciento en la gente. No porque "todos te fallen" y esas ideas fatalistas y ridículas, sino porque todos somos seres humanos, y estamos propensos a equivocarnos (hasta el más fiel puede ser infiel alguna vez); entonces, para ahorrarte la decepción, piensa bien en las posibles consecuencias de confiarle un contenido tan privado a alguien. Si te quieren manipular, bien, déjalos, tu palabra vale más que eso. Si de verdad esa persona te quiere te respetará, entonces date el permiso de decir “No” sin miedo.

3. ¿Lo estás haciendo por ti o para ganar aprobación? Tengo muchas amigas que me dicen algo como "Es que yo le mando porque imagínate, después se pone todo gafo si no lo hago, y como ya nos hemos visto entonces es equis..." Creo que esto es un error, que se parece bastante al punto dos. Cuando sucumbes ante la manipulación, las personas cada vez buscarán trucos más grandes para que sigas cumpliendo sus caprichos. Repito, cuando cortas la cuestión de raíz y estableces tus límites, nadie te va a poder controlar.  Y si haces esto para que tu pareja o amigo no te deje, te estás queriendo poco; no necesitas mostrar tu desnudez para que te quieran, créeme. 

4. Las personas no son malas, tú fuiste el/la pendejo/a que envió algo que no quería que fuera divulgado. Es así de simple, si tú no querías que nadie lo viera, no tenías que enviarlo desde un principio. Si alguien te quiere ver desnudo/a, pues deja que lo haga en vivo y directo y no a través de la pantalla de su celular (debe ser más divertido para ambos).

5. Haz las cosas con responsabilidad. No te dejes fregar, muchas veces confías en alguien cuyas intenciones no son buenas y esto puede resultar muy lamentable para ti. Los dispositivos electrónicos y los medios se prestan para muchas cosas, pero úsalas a tu favor; la información y el contenido que enviamos a diario nos hace  vulnerables, sin que lo queramos, así que hay que hacerse responsable por cada cosa que hacemos. 

Si tú ya envías fotos y lo haces con comodidad ¡Hurra!  
Si tú estás siendo presionada/o para hacerlo, toma una decisión para ti y si no quieres di simplemente “No”, y si quieres pues hazlo sin pensar en el qué dirán. 
Si tú enviaste alguna vez una y no te fue muy bien, ¡aprende y levántate!
Si tú tienes fotos en tu móvil que son para ti, asegúrate de tenerlas almacenadas en un sitio donde nadie pueda verlas accidentalmente, ¡cuídate!
Pero por sobre todo, ¡ámate! El valor te lo pones tú y ¿adivina qué? ¡Vales mucho!




Último consejo: entiende y acéptate como eres. Prueba tus límites, y si no resulta bien, sigue adelante y prueba otra cosa; y si resulta bien, pues sigue haciéndolo. 



Libre como un ave

0 comentarios: